18 de noviembre de 2014

Colecciones completas de Cátedra: un lujo

Cualquier persona que guste de leer tiene un ídolo entre los ídolos, un escritor o escritora, un género favorito. La biblioteca Avrea, una colección de la editorial Cátedra, tiene una buena colección de obras completas de diversos autores. Veamos los cinco que, a mi juicio, son los que más destacan.

1. Miguel de Cervantes. Obras completas. Cátedra tiene en venta su escritura en dos tomos. No en vano, es el escritor referencia en España. Su vanagloriado Quijote es parte de una larguísima colección de textos, entre los cuales hay retazos de un teatro en el que quizá no prosperó más por la alargada sombra de Lope de Vega en el género.

2. Todo Sherlock Holmes. ¿Quién no recuerda al famoso detective y su colega Watson resolviendo los casos más enrevesados de principios del XX, aparte de otros unos cuantos años más atrás? Sir Arthur Conan Doyle nos ha dejado como legado al referente literario de lo detectivesco. Cinco compilaciones de relatos cortos y cuatro novelas componen el volumen.

3. Edgar Allan Poe. Narrativa completa. Poe deja un misterio en la historia de la literatura que La sangre de los libros ha citado en uno de sus capítulos: su muerte. Aunque la más probable haya tenido que ver con el alcohol, como el blog "Over the White Moon" cita aquí, otras muchas han sido carne constante quebradero de cabeza de los estudiosos de la literatura. Mientras alguien trata de desvelar qué ocurrió, podemos entretenernos con sus 67 cuentos y otras narraciones.

4. Virgilio. Obras completas. Virgilio es un autor que conocemos gracias, en buena parte, al emperador Augusto, que intervino en la publicación de la obra más célebre del autor: Eneida, a la cual el autor se opuso en cuanto a su publicación. Sin embargo, es uno de los libros de la literatura clásica más conocidos de cuantos existen. Incluye otras narraciones, como las Bucólicas.

5. Gustavo Adolfo Bécquer. Obras completas. Sus rimas y sus leyendas son el preludio de una enorme colección de escritos, entre los cuales se hayan, curiosamente, 175 artículos periodísticos. También destaca una colección en la llama a un monasterio "celda". No, no escribió esto en la cárcel, sino desde un monasterio en el que estuvo recuperándose de una tuberculosis.

Todos estos libros tienen las hojas muy finas. Casi hubiera sido preferible editarlos en dos tomos a cambio de un papel más grueso, porque son colecciones de renombre. Es una oportunidad magnífica de hacerte con todo lo de tu autor favorito de una tacada.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Deja tu comentario.